En la Fiesta del Libro y la Cultura, grandes y chicos navegan en un mar de imaginación

Un viaje sin límites, en el que la única condición es perderse entre las letras, los libros y la curiosidad, disfrutan por estos días los medellinenses y visitantes que aprovechan cada rincón de esta fiesta.  

Para ingresar al Salón del Libro Infantil y Juvenil y no perderse en el camino, la brújula para seguir la ruta son los libros y el tiquete de ingreso es la creatividad, es que la Isla del Tesoro, la novela de aventuras de Robert Louis Stevenson esconde muchas travesías y personajes en el Jardín Botánico Joaquín Antonio Uribe.

Con estas imágenes, EL PALPITAR ofrece a los lectores un recorrido por el mundo mágico que envuelve esta historia que como narró su autor, los visitantes “nunca podrán olvidar la emoción de la Isla del Esqueleto, la Colina del Catalejo, ni el corazón emocionado con las tres Cruces Rojas”.

Isla_Tesoro_El_Palpitar
En esta aventura, al Capitán Smollet le molestan las dificultades que puedan presentarse a bordo. Foto: EL PALPITAR.
Isla_Tesoro1_El_Palpitar
Los grandes y chicos son la tripulación más curiosa y creativa de la Isla del Tesoro. Foto: EL PALPITAR.
Isla_Tesoro2_El_Palpitar
Jim Bawkins es el héroe de esta historia, un joven aventurero y arriesgado. Foto: EL PALPITAR.
Isla_Tesoro3_El_Palpitar
“Navegantes de agua dulce serás y atroces castigos recibirás, si no cumples ni respetas las reglas piratas”. Foto: EL PALPITAR.
Isla_Tesoro4_El_Palpitar
En este lugar no hay excusas para poner a prueba la imaginación de grandes y chicos. Foto: EL PALPITAR.
Isla_Tesoro5_El_Palpitar
En 1883 fue publicada la novela de aventuras de Robert Louis Stevenson, la Isla del Tesoro con gran éxito entre sus lectores. Foto: EL PALPITAR.

Acerca de Maira Alejandra Arbeláez Camaño

Deja un comentario