Fernando “Pecoso” Castro, un nombre con historia es el campeón en el Deportivo Cali

El técnico Fernando “Pecoso” Castro, que se coronó campeón con el Deportivo Cali del Torneo Apertura del fútbol colombiano, tiene una historia para contar con el equipo “azucarero” al que guió este domingo a su noveno título.

Foto: CORTESÍA
Foto: CORTESÍA

Conocido por su fuerte temperamento desde sus épocas como defensor, Castro, de 66 años, es uno de los técnicos más experimentados de Colombia, al que no le importa discutir con los árbitros desde el banquillo cuando se trata de defender los intereses de su equipo.

El de hoy es el segundo título que consigue con el Cali, equipo al que sacó campeón como técnico en 1996.

En esa ocasión puso fin a un ayuno de 22 años del equipo y hoy ha cerrado una espera de una década.

En su página oficial, el Deportivo Cali define a Castro como un profesional que ha demostrado “enorme respeto” por el equipo “desde su época como jugador, pasando por sus etapas como asistente y entrenador, cargo que desempeñó en dos ocasiones”, incluida la campaña de 1996.

Nacido en 1949 en Manizales, ciudad del centro de Colombia, Castro comenzó su carrera como jugador en el Once Caldas y luego siguió por el Deportes Quindío, Deportivo Cali y Santa Fe para terminar ese ciclo en el club de Manizales.

En su dilatada carrera como técnico ha pasado por la mayoría de los clubes colombianos pues ha ocupado el banquillo del Cali, Deportes Quindío, Cúcuta Deportivo, Envigado, América de Cali, Independiente Medellín, Santa Fe, Millonarios, Once Caldas y Atlético Huila.

Como jugador vistió 179 veces la camisa del Cali, entre 1977 y 1981, mientras que con la selección colombiana jugó 15 partidos internacionales, incluidos cuatro de la Copa América de 1979 y cuatro de las eliminatorias mundialistas en 1981.

Para el Cali, uno de los clubes más tradicionales de Colombia y con una historia de 103 años, el de hoy es su noveno título tras los alcanzados en 1965, 1967, 1969, 1970, 1974, 1996, 1998 y 2005

Acerca de ElPalpitar.com y EFE

Deja un comentario