UPB permitirá traslado de carrera a estudiantes de medicina de la San Martín

El Concejo de la Facultad de Medicina aprobó la medida, la cual es excepcional y tendrá vigencia hasta el 19 de octubre del año en curso.

Universidad_San_Martin_Sabaneta
Sede de Sabaneta de la Universidad San Martín

Debido a la grave problemática legal que ha venido presentando la Universidad San Martín, que terminó repercutiendo en la calidad académica de la institución, la Universidad Pontificia Bolivariana -UPB- ofreció a los estudiantes de medicina de aquel claustro académico proseguir con sus estudios en sus instalaciones.

La UPB, hasta el momento, sólo recibía estudiantes que venían de programas de medicina acreditados, caso contrario al pregrado de la San Martín, que perdió el registro calificado tiempo atrás.

Por este motivo, la medida pareció conveniente a los ojos del Consejo de la Facultad de Medicina, pues le abre las puertas de la UPB a cientos de estudiantes de medicina de la sede de Sabaneta de la San Martín que, de alguna u otra manera, se han visto afectados por las irregularidades administrativas de la Universidad.

Pero, desde la San Martín, la iniciativa fue vista con recelo. Si bien es una oportunidad para que los estudiantes continúen sus estudios en una de las instituciones académicas más reconocidas de la ciudad, afectaría aún más a la universidad que, según voces de los estudiantes de la misma, está tratando de superar la crisis administrativa y académica que atravesó, y recuperar la acreditación del programa de medicina en la sede Sabaneta.

Si se presentara, dado el caso, una salida masiva de estudiantes rumbo a la UPB, los problemas de la San Martín se agravarían, en vista de que no tiene permitido por el Ministerio de Educación para recibir nuevos estudiantes para este pregrado.

Acerca de David Esteban Álvarez Ortiz

David Esteban Álvarez Ortiz
Soy periodista, locutor e historiador en formación. Aficionado a la cocina, al cine, al fútbol y al baile, creyente de la educación como motor de cambio. Redactor de economía y derechos humanos.

Deja un comentario