Un hombre fue enviado a la cárcel por el homicidio de un obrero de construcción

El acusado de presentó voluntariamente ante el CTI de la Fiscalía Seccional Medellín y aceptó cargos.

Foto: Archivo
Foto: Archivo

Un hombre identificado como Lewin Jarleison Berrío Chavarría fue enviado a la cárcel por su presunta responsabilidad en el homicidio de John Poveda, un obrero de construcción de 34 años de edad.

De acuerdo con la investigación adelantada por la Fiscalía, la noche del 19 de agosto del 2015, la víctima fue sorprendida por varios hombres armados cuando veía televisión en su casa, ubicada en el sector Las Golondrinas, del barrio Sucre, al oriente de la capital antioqueña.

En el lugar, los victimarios le causaron muchas heridas con cuchillo y arma de fuego y, además, robaron dinero y varios celulares que había en el lugar, pues se dedicaba a alquilar los equipos.

Berrío Chavarría se presentó voluntariamente ante el Cuerpo Técnico de Investigación –CTI- de la Fiscalía Seccional Medellín y aceptó cargos por los delitos de homicidio agravado, porte ilegal de armas de fuego de defensa personal y hurto calificado y agravado.

Igualmente, durante las audiencias preliminares, se estableció que ya había sido sentenciado a tres años y cinco meses de prisión por el delito de hurto.

De otro lado, como presunto determinador de los hechos, fue afectado con medida de aseguramiento domiciliaria William Humberto García Quintero, amigo de la víctima, quien sabía de una indemnización que había recibido la víctima como consecuencia de una demanda laboral.

También están recluidos en cárceles del Distrito Judicial de Medellín, Yeison Fernando Vargas Gamboa y Carlos Mario García Monsalve, capturados el mismo día de los hechos por la Policía Nacional.

Acerca de Andrés Felipe Bustamante Restrepo

Andrés Felipe Bustamante Restrepo
Comunicador social - educador. Dios, familia, amigos. Interesado en el proceso de paz, en los deportes y en vivir en armonía. Poco comunicador, muy periodista. Me gusta saber sobre la historia de la Colombia violenta, no por apología, más por entender el porqué de todo este complot violento en el que vivimos inmersos los colombianos del común. Creo en lo que se hace bien, como diría un maestro: “no se mate haciendo las cosas, hágalas bien”. No hay que morir en el intento, hay que hacerlo.

Deja un comentario