A la cárcel por el atraco a 300 viajeros en Chocó

Otros siete sujetos, presuntos integrantes de una banda, son buscados por las autoridades en la zona.

Foto: CORTESÍA
Foto: CORTESÍA

Eskibel Rentería Garrido, fue cobijado con medida de aseguramiento por el Juzgado Promiscuo Municipal de Atrato, Chocó, como responsable del asalto a mano armada a por lo menos 300 viajeros quienes se desplazaban por el Río Quito en el departamento del Chocó.

Según la investigación de la Fiscalía Seccional de Quibdó, Chocó, Rentería Garrido, fue aprehendido por el Ejército momentos en que hurtaba con arma de fuego y con prendas de uso privativo de la fuerza pública en el lugar conocido como la Loma de Barranca, jurisdicción del municipio de Rio Quito.

En el procedimiento, las autoridades se incautaron de 34 teléfonos móviles, una tablet, 10 protectores para celulares, una cadena, dos pares de aretes y un dije de oro, además de la suma de 610 mil pesos.

Ahora, el hombre asegurado deberá responder ante las autoridades por cargos de secuestro simple agravado, hurto calificado y agravado, tráfico, fabricación, porte o tenencia de armas de fuego y utilización ilegal de uniforme.

Rentería Garrido haría parte de un grupo de ocho sujetos, quienes en el transcurrir de un día, asaltaron a las personas de al menos 30 lanchas cuando se movilizaban por este sector del Chocó y a quienes mantuvieron retenidas.

Por el momento, la Fiscalía Seccional Chocó tiene los relatos de las personas quienes se acercaron a sus instalaciones para declarar que ocho sujetos armados, encapuchados y uniformados con prendas de uso privativo de la fuerza pública, hicieron un retén ilegal a cada una de las lanchas con el fin de hurtarle todas las pertenencias a sus ocupantes, agrediendo, además, a varias personas quienes fueron remitidas a Medicina Legal.

Acerca de Andrés Felipe Bustamante Restrepo

Andrés Felipe Bustamante Restrepo
Comunicador social - educador. Dios, familia, amigos. Interesado en el proceso de paz, en los deportes y en vivir en armonía. Poco comunicador, muy periodista. Me gusta saber sobre la historia de la Colombia violenta, no por apología, más por entender el porqué de todo este complot violento en el que vivimos inmersos los colombianos del común. Creo en lo que se hace bien, como diría un maestro: “no se mate haciendo las cosas, hágalas bien”. No hay que morir en el intento, hay que hacerlo.

Deja un comentario