Reapertura de la frontera entre Colombia y Venezuela estaría cerca

Desde el cierre de la frontera en agosto, más de mil 400 colombianos han sido deportados.

Foto: Archivo
Foto: Archivo

En una iniciativa impulsada en la Asamblea Nacional por la diputada Laidy Gómez, el Parlamento venezolano aprobó la resolución por medio de la cual se le pide al presidente del país vecino, Nicolás Maduro, que reabra las zonas de frontera las cuales fueron limitadas bajo Estado de Excepción desde el pasado mes de agosto.

De acuerdo con la Parlamentaria venezolana, el acuerdo solicita “de forma inmediata, a través de un exhorto, al presidente de la República y al ministro de la Defensa que giren las instrucciones pertinentes para que se dé apertura inmediata a la frontera”, por cuanto la medida “vulnera la garantía constitucional y el derecho humano fundamental de la libertad de tránsito”, destacó la representante del estado Táchira.

Desde el cierre de la frontera en agosto, más de mil 400 colombianos han sido deportados y otros cientos salieron por las difíciles condiciones en las que vivían en Venezuela, desatando una enorme dificultad humanitaria en las ciudades fronterizas, especialmente en Venezuela.

Además, millones de dólares se perdieron por la falta de comercio, transporte y capacidad de atender las necesidades en la zona. Esto, sumado a la calamidad educativa para los niños, niñas y jóvenes quienes debían pasar de Colombia a Venezuela y viceversa, para cumplir con sus jornadas educativas.

El cierre de fronteras se dio luego de un presunto ataque de grupos paramilitares colombianos, quienes aprovechando su presencia en la zona, emboscaron a un grupo de soldados venezolanos.

Acerca de Andrés Felipe Bustamante Restrepo

Andrés Felipe Bustamante Restrepo
Comunicador social - educador. Dios, familia, amigos. Interesado en el proceso de paz, en los deportes y en vivir en armonía. Poco comunicador, muy periodista. Me gusta saber sobre la historia de la Colombia violenta, no por apología, más por entender el porqué de todo este complot violento en el que vivimos inmersos los colombianos del común. Creo en lo que se hace bien, como diría un maestro: “no se mate haciendo las cosas, hágalas bien”. No hay que morir en el intento, hay que hacerlo.

Deja un comentario