Refuerzan seguridad en zonas afectadas tras el paro del Clan Úsuga

La banda delincuencial dijo realizar el “paro armado” por “la crisis económica, social e institucional” que enfrenta Colombia.

Foto: CORTESÍA/ARCHIVO
Foto: CORTESÍA/ARCHIVO

El ministro de Defensa, Luis Carlos Villegas, afirmó desde Guatemala que el Gobierno reforzó con Policía y Ejército las zonas afectadas la semana anterior por el “paro armado” del Clan Úsuga, especialmente en Antioquia, Córdoba, Chocó y algunos lugares de la Costa Atlántica.

“Hoy tenemos algunos panfletos que han circulado y hemos reforzado la presencia tanto policial como militar”, afirmó el jefe de la cartera de Defensa quien acompaña al presidente, Juan Manuel Santos, en su visita a El Salvador y Honduras, que junto con Guatemala forman el denominado “Triángulo Norte”.

El “paro armado”, que se realizó jueves y viernes de la semana pasada, se sintió principalmente en la región del Urabá, que abarca parte de los departamentos de Antioquia, Córdoba y Chocó, en el noroeste del país; al igual que en La Guajira y Magdalena, ambos en el norte.

Municipios del Urabá desolados ante el "paro armado". Foto: CORTESÍA/ARCHIVO
Municipios del Urabá desolados ante el “paro armado”. Foto: CORTESÍA/ARCHIVO

El ministro Villegas aseguró que los reportes recibidos le indican que “ha regresado a la normalidad la totalidad de ese territorio que estuvo afectado por las amenazas de los Úsuga”, sin embargo, anunció que no se bajará la guardia para que predomine la tranquilidad en las poblaciones.

El Gobierno Nacional mantiene desde hace meses una fuerte ofensiva en contra del Clan Úsuga, con el objetivo de desmantelarlo y llegar hasta su máximo jefe, Dairo Antonio Úsuga, alias “Otoniel”, por quien ofreció una millonaria recompensa.

La banda delincuencial dijo realizar el “paro armado”, que dejó un militar y cuatro policías muertos, además de pérdidas millonarias en el transporte y el comercio, por “la crisis económica, social e institucional” que enfrenta Colombia, así como por la “corrupción, la negación al servicio de la salud y a una educación gratuita y de calidad”.

No obstante, desde el Gobierno Nacional dicho “paro armado” se toma como una presión de este grupo por querer hacer parte de un proceso de diálogos con el Gobierno, hecho que el presidente Santos negó al referir que los miembros del Clan Úsuga “se deberán someter a la justicia y no serán tomados como un grupo político”.

Un bus fue quemado en el municipio de Tarso, Antioquia, durante el llamado "paro armado" del Clan Úsuga. Foto: CORTESÍA/ARCHIVO
Un bus fue quemado en el municipio de Tarso, Antioquia, durante el llamado “paro armado” del Clan Úsuga. Foto: CORTESÍA/ARCHIVO

Acerca de ElPalpitar.com y EFE

Deja un comentario