¿Cómo prevenir los riesgos ante un deslizamiento?

Identificando las actividades que generan estos movimientos o deslizamientos se pueden prevenir riesgos.

Foto: ARCHIVO
Foto: ARCHIVO

En algunas ocasiones, los diferentes fenómenos naturales que se presentan con regularidad en la ciudad han generado grandes daños en las viviendas causando deslizamientos. Por eso, desde El Palpitar queremos conocer, ¿qué acciones son las que hacen que se generen estos movimientos en masa?

Por lo general, los deslizamientos se presentan en las laderas, que son definidas como los declives de montes o montañas. “Por esto se debe de tener cuidado con las actividades que se desarrollen en estos lugares para no promover los riesgos”, aseguró Jaime Enrique Gómez, subdirector del Dagrd.

Básicamente los riesgos en las laderas se presentan por las construcciones, la gran cantidad de agua en el sector y la vegetación, que son las que aceleran este tipo de movimientos, sobretodo en estas zonas.

“Generalmente estos episodios se presentan en zonas de ladera porque en ocasiones las personas quieren ampliar sus casas y proceden a realizar cortes o banqueos en el terreno. Aunque este es pendiente por lo general se realizan cortes verticales, los cuales van debilitando la tierra”, aseveró Enrique Gómez, en cuanto a las construcciones.

Por esto, lo recomendable es realizar un estudio previo en el terreno antes de construir para mirar la viabilidad de la obra, además de levantar un muro de contención con diseños y análisis especializados. Aunque por lo general esto no lo realizan las personas.

La gran cantidad de agua en el sector, es otro de los factores que genera riesgos. Al respecto, el Subdirector del Dagrd manifestó que “si las personas no ayudan retirando el agua con cuidado de techos, canoas o bajantes y dejando que existan fugas, empaques y se depositan en estos terrenos agua hervida, es muy posible que este terreno no pueda llegar a soportar por mucho tiempo”.

En cuanto a la vegetación, los árboles son muy importantes en este sentido porque actúan como una sombrilla para que se retrase la infiltración del agua en los suelos, además las raíces profundas son las que evitan que se lleven grandes cantidades de suelo.

Foto: ARCHIVO
Foto: ARCHIVO

“Pero se debe mirar también qué tipo de vegetación se tiene en estas zonas, por ejemplo se deben utilizar plantas sin mucho peso y que tengan raíces profundas como el maní forrajero y árboles cítricos”, afirmó Gómez.

A pesar de esto, en este tipo de zonas se acostumbra sembrar plataneras y esto no es recomendable que se haga, porque sus raíces son muy pesadas para el terreno, al albergar agua dentro de ellas.

Con todo esto, el Subdirector del Dagrd expresó que “ha sido complicado hacerle entender esto a la comunidad, porque la mayoría de las personas trabajan en construcción y tienen sus propias ideas, por lo que se ha empezado a capacitar a las personas en este sentido”. Por esto se han empezado a crear grupos voluntarios de la comunidad en cuanto a la gestión del riesgo y en cómo se debe construir en estos terrenos.

Las señales que se presentan en medio de un deslizamiento, son de sentido común, por ejemplo: los cambios en las estructuras (inclinaciones, grietas). Por lo que el Subdirector del Dagrd aseguró finalmente advirtió que “la invitación es para que cada persona esté pendiente no solo de su casa, sino de su entorno y de esta manera se pueda prevenir este tipo de situaciones mediante la alerta de un posible deslizamiento o movimiento en masa en su comunidad”.

Acerca de Johana Betancur Zapata

Johana Betancur Zapata
Comunicadora social y periodista de la Fundación Universitaria Luis Amigó. Dios, mi familia y mi carrera profesional son lo más importante en mi vida. Cinéfila, melómana, con excelente retentiva, soñadora y muy risueña.

Deja un comentario