Más de 30 mil mujeres campesinas se han beneficiado con programas del Incoder

Asimismo, mil 500 mujeres víctimas de despojo de tierras han recibido ayuda de la Institución.

Foto: Cortesía
Foto: ARCHIVO.

El Instituto Colombiano de Desarrollo Rural -Incoder-, en los últimos cinco años, ha beneficiado a través de sus programas a cerca de 30 mil mujeres del ámbito rural y ha titulado baldíos a 20 mil más. Así, intenta promover la igualdad de género y el empoderamiento de la mujer en el campo.

Según un comunicado de la entidad, el 37.7 por ciento de títulos de baldíos han sido entregados a mujeres. Además, más de tres mil 700 campesinas han sido beneficiarias del programa de Subsidio Integral de Tierras, el cual les otorga un predio y les da recursos para que implementen, en él, un proyecto productivo.

Por otra parte. cerca de cuatro mil 600 mujeres se han beneficiado con el programa de Proyectos Productivos de Desarrollo Rural, y alrededor de mil 500 más se han adjudicado títulos pertenecientes al Fondo Nacional Agrario.

Programas en poblaciones

En la actualidad, unos 116 resguardos indígenas son liderados por mujeres, y unos 71 consejos comunitarios están a cargo de ellas. Este hecho permite que ellas tengan plena autoridad e influencia en los procesos de titulación colectiva.

Adicionalmente, las mujeres que se han visto afectadas por el conflicto armado y están inscritas en el Registro Único de Víctimas, han podido acudir al Registro Único de Predios y Territorios Abandonados -Rupta-, del Incoder, el cual ha arropado a más de mil de ellas para proteger sus predios, especialmente en los casos donde existe desplazamiento forzoso.

De igual forma, mil 500 mujeres víctimas de despojo han sido cobijadas con seguridad jurídica de los derechos sobre sus  tierras y el 36 por ciento de mujeres víctimas han sido beneficiarias de la Implementación de Proyectos de Desarrollo Rural, tal y como lo explicó el Instituto en un comunicado.

“Para el Incoder la mujer es un factor determinante en los procesos misionales del Instituto, no solo por el importante rol que ejerce en la familia, sino porque representa el 42 por ciento de la mano de obra de las zonas de nuestro país, lo que corresponde al 52,3 por ciento de la población campesina”, explicó Rey Ariel Borbón Ardila, gerente de la entidad.

Así pues, el Incoder ha destinado algo más del 30 por ciento de sus recursos a la mujer rural, en tanto que el Instituto anunció la ejecución de más programas para apoyar a las mujeres campesinas, tales como la Dirección para la Mujer Rural, la cual implementará a futuro la Política Pública Integral de Mujer Rural, que desea superar la brecha que hay entre las condiciones de vida en el campo y la ciudad.

Acerca de David Esteban Álvarez Ortiz

David Esteban Álvarez Ortiz
Soy periodista, locutor e historiador en formación. Aficionado a la cocina, al cine, al fútbol y al baile, creyente de la educación como motor de cambio. Redactor de economía y derechos humanos.

Deja un comentario