Reclusos aún guardan esperanza por rebaja de penas ante visita de Papa Francisco

La decisión de la ley del jubileo está en manos del Gobierno Nacional. Sin embargo, reclusos del Valle del Aburrá tendrán la oportunidad de conocer al Papa Francisco.

Foto: ARCHIVO.

La presencia del Papa Francisco en el país es un motivo de esperanza para la sociedad, especialmente para los reclusos del Departamento, que esperan ser beneficiados con algún tipo de rebajas en sus penas.

La posibilidad que existe actualmente por algún tipo de condonación del tiempo de condenas tiene expectante a la Iglesia Católica y a aquellas personas que están privadas de la libertad, tal y como sucedió cuando un Papa visitó al país.

“Cuando iba a venir Pablo VI, el entonces presidente Carlos Lleras Restrepo le preguntó qué quería que le diera. Él le pidió que le rebajara las penas a todos los encarcelados y así fue como se dio esa ley”, explicó el monseñor Ricardo Tobón, Arzobispo de la Arquidiócesis de Medellín.

El representante de la Iglesia Católica en la capital antioqueña sostuvo que ya se han hecho propuestas en ese sentido. No obstante, la decisión de materializar este deseo estaría en manos del Congreso de la República.

“Con motivo de la visita del Papa Francisco se han hecho nuevamente propuestas en este sentido, desde varios sectores, todos sabemos que esto le toca estudiarlo, analizarlo y decretarlo al Gobierno. Estamos esperando si de repente hay una respuesta positiva”, dijo el Monseñor.

Siguiendo con la misma línea, se manifestó el Padre Julián Cano, representante de la Pastoral Penitenciaria Católica, quien explicó a El Palpitar el tipo de solicitud que se ha realizado por parte de la Casa de Dios.

“En este momento el proceso está para esperar que se dé a ley del jubileo por la presencia del Papa, aún no hay algo exacto de qué porcentaje se les vaya a brindar, si es el 20 o el 30%, o a qué tipo de personas. Pero la Iglesia como tal sí hizo la propuesta del año jubilar para todos los reclusos”, sostuvo el Padre Julián Cano.

Mientras se despejan las dudas frente a esta proposición, la población carcelaria de Antioquia tendrá a 62 reclusos en la misa campal del Sumo Pontífice en el aeropuerto Olaya Herrera.

“Se solicitó para cien internos, pero ya con todos los filtros de seguridad que realizó el Inpec, solamente se logra contar con la presencia de 62 reclusos correspondientes a la cárcel de Bellavista, la reclusión de mujeres y el centro penitenciario de La Paz”, explicó el vocero.

Las personas que estarán en la misa campal deben “profesar la fe católica, estar en mínima o mediana seguridad y haber gozado del beneficio de 72 horas, por más de diez ocasiones”.

Los reclusos beneficiados estuvieron preparándose durante semanas con encuentros semanales con capellanes y voluntarios de la Pastoral, además, se tiene previsto que uno de los internos de La Paz le entregue un óleo al jerarca de la Iglesia Católica, el cual fue llamado el «Papa Silletero».

De esta manera, y aunque podría no materializarse la rebaja de pena, la presencia de Francisco es un motivo de reflexión para aquellas personas que purgan sus pecados, esperando la oportunidad de redimirse con la sociedad.

Acerca de Alexander Bermúdez

Alexander Bermúdez
Periodista ambiental por devoción y apasionado por los hechos del día a día, siempre en busca de historias y un devorador de libros, series, videojuegos y comics. Mi familia es mi motor para seguir por el camino del periodismo.

Deja un comentario