Dos millonarios robos se presentaron este lunes en Medellín

Las autoridades investigan los móviles de los hechos delictivos para dar con el paradero de los responsables.

Foto: ARCHIVO
Foto: ARCHIVO

Dos millonarios robos, uno en una vivienda y el otro en un establecimiento comercial, se presentaron en la madrugada de este lunes en la ciudad de Medellín. La cifra de ambos hechos asciende a los 165 millones de pesos.

El primero de los hechos se registró a las dos de la mañana en la Diagonal 28 #16 del barrio Las Palmas. Allí, en un lugar conocido como Condominio Inglés, se presentó el hurto de 40 millones de pesos en efectivo y 75 millones en joyas, otros objetos de valor y utensilios.

De acuerdo con los residentes del lugar, ellos salieron de la casa en horas de la tarde y al llegar a la 1:30 de la mañana “encontraron que habían ingresado por la parte trasera de la vivienda sin forzar ninguna cerradura” y hurtaron las pertenencias mencionadas anteriormente.

robo_san benito

Por su parte, el otro millonario robo sucedió a las 2:40 de la mañana también de este lunes. En este hecho, ocurrido en el barrio San Benito, en el centro de la ciudad, los ladrones se llevaron un botín de joyas avaluado en 50 millones de pesos.

El acto delictivo se desarrolló en el establecimiento Comercial Lufer (Confecciones), donde los delincuentes ingresaron por el techo y rompieron la pared del local para luego ingresar.

El hecho habría quedado registrado en cámaras de seguridad donde se ve un sujeto encapuchado quien cometió el hurto para luego salir del lugar con lo conseguido.

El Palpitar intentó conocer la versión de las autoridades sobre los hechos, pero no le fue posible acceder a la misma. Sin embargo, afirman que ya trabajan en las labores para dar con el paradero de los responsables.

Acerca de Andrés Felipe Bustamante Restrepo

Andrés Felipe Bustamante Restrepo
Comunicador social - educador. Dios, familia, amigos. Interesado en el proceso de paz, en los deportes y en vivir en armonía. Poco comunicador, muy periodista. Me gusta saber sobre la historia de la Colombia violenta, no por apología, más por entender el porqué de todo este complot violento en el que vivimos inmersos los colombianos del común. Creo en lo que se hace bien, como diría un maestro: “no se mate haciendo las cosas, hágalas bien”. No hay que morir en el intento, hay que hacerlo.

Deja un comentario