Las palabras de El Principito ahora estarán rodando en el Metro

Este 2017 se cumplieron 11 años del programa Palabras Rodantes, ejecutado entre el Metro de Medellín y Comfama.

Este es el título número 83 de Palabras Rodantes, sumando 820 mil ejemplares en circulación. Fotos: CORTESÍA.

Entre vagones y letras mágicas, así serán los viajes del Metro con la nueva edición de Palabras Rodantes, que esta vez tendrá como invitado al literato francés Antoine de Saint Exupéry con su obra maestra: El Principito, pues el libro estará rodando de manos en manos para hacer más amenos los recorridos.  

Palabras Rodantes, que es un programa ejecutando entre el Metro y Comfama, recientemente cumplió 11 años de circulación y ha puesto a leer a miles de pasajeros con obras significativas en pequeño formato, pues son ejemplares de bolsillo que, una vez terminada la lectura, deben pasar a otras manos para que se “encarreten” entre párrafo y párrafo como sucederá con El Principito.

“Palabras Rodantes resignifica el valor de la lectura como el camino para construir una ciudadanía participativa, crítica y empoderada. Quizá su apuesta más importante sea la confianza ciudadana, pues en el acto sencillo de pasar ‘de mano en mano’ los libros para que otros puedan acceder, fomentamos la solidaridad, la inclusión, el respeto mutuo y el sentido de la contribución como un asunto de corresponsabilidad”, expresó Luis Ignacio Pérez Uribe, subdirector de Servicios sociales de Comfama.

Desde esta semana podrán empezar a encontrar El Principito en las estaciones del Metro, una lectura que es descrita como “una fábula infantil para adultos por su significado alegórico” y que desde 1943 ha trascendido generaciones y culturas.

Acerca de Wendy Restrepo Guzmán

Wendy Restrepo Guzmán
Siempre estoy pensando en ideas descabelladas y lo mejor es que siempre encuentro un cómplice que me ayuda a realizarlas. Me apasiona descubrir que internet es un mundo aparte, lleno de novedades... Soy 100% música, amo el teatro y valoro a todo aquel que se anima a hacer arte. Me agrada casi todo el mundo, menos esos que se creen críticos y sólo son criticones, ¡esos no!

Deja un comentario