James salvó la “papeleta” de Colombia ante una inexpugnable Bolivia

Colombia no pierde en su Feudo desde el 17 de noviembre de 2015, mientras que Bolivia ajustó 53 partidos sin ganar de visitante.

colombia_bolivia
James estuvo presionado en la parte contraria del encuentro. Foto: CORTESÍA.

A pocos minutos de finalizar el partido la Selección Colombia pudo gritar victoria ante Bolivia esta tarde en el estadio Metropolitano de Barranquilla, duelo en que la defensa de los visitantes les pasó una mala jugada a los tricolores.

Desde que empezó el partido, los dirigidos por José Néstor Pékerman tuvieron el balón y las opciones claras de obtener un resultado favorable. Sin embargo, los bolivianos no se confiaron y esperaron prudentemente el ataque de los adversarios.

Entre los jugadores más punzantes fue Pablo Armero, el lateral que se puso nuevamente “los cortos” para explotar su banda y proceder a infiltrar el balón en el terreno contrario.

Asimismo, Macnelly Torres y Matheus Uribe también fueron determinantes en la transición y uno que otro tiro que por poco logra adelantar a los colombianos.

Pero el desespero estaba cobrando factura a los locales, debido a la premura de una victoria que los dejara escalar posiciones al mundial, una situación adversa que se complicaba en caso de no obtener un resultado favorable.

Sin embargo, Juan Guillermo Cuadrado resolvió este problema con una falta que le hicieron en el área, decretando así penal a favor de los colombianos, el cual fue ejecutado por James rodríguez, quien cazó el rebote luego que el arquero tapara su disparo.

Ya con los tres puntos en el bolsillo, los Cafeteros ascienden parcialmente al tercer lugar con 21 puntos, a falta de duelos de sus rivales directos como Ecuador, Chile y Argentina.

Acerca de Alexander Bermúdez

Alexander Bermúdez
Periodista ambiental por devoción y apasionado por los hechos del día a día, siempre en busca de historias y un devorador de libros, series, videojuegos y comics. Mi familia es mi motor para seguir por el camino del periodismo.

Deja un comentario