Humberto de la Calle condenó el ataque de las Farc a camiones de crudo

Afirmó que el hecho de que estén buscando una salida negociada al conflicto en La Habana, no implica que estén “dándole la bendición o justificación a lo que está sucediendo”.

Humberto-de-la-Calle
Foto: Archivo

El jefe negociador del Gobierno colombiano en los diálogos de paz con las Farc, Humberto de la Calle, condenó el ataque perpetrado por esa guerrilla, que obligó a transportistas a derramar unos 200 mil galones de crudo en una zona rural del departamento del Putumayo.

En una entrevista en el programa institucional “Agenda Colombia”, De la Calle dijo que está “tremendamente preocupado” por ese ataque y señaló que las Farc “no pueden atentar contra el medio ambiente, creando una serie de daños absolutamente monumentales”. “Si estamos haciendo la reforma integral (acordado en las negociaciones de paz) para los campesinos, no puede suceder que abran los carrotanques y maten la cachama, pescado que da la comida diaria a miles de campesinos”, destacó.

De la Calle se preguntó cómo es posible estar hablando de paz y de “dignificar a la familia campesina” en los diálogos de paz que se iniciaron hace 30 meses y que se produzcan estos ataques que son “absolutamente reprobables”.

Asimismo, concluyó que el hecho de que estén buscando una salida negociada al conflicto en La Habana, no implica que estén “dándole la bendición o justificación a lo que está sucediendo” con esos ataques.

Con EFE.

Acerca de Andrés Felipe Bustamante Restrepo

Andrés Felipe Bustamante Restrepo
Comunicador social - educador. Dios, familia, amigos. Interesado en el proceso de paz, en los deportes y en vivir en armonía. Poco comunicador, muy periodista. Me gusta saber sobre la historia de la Colombia violenta, no por apología, más por entender el porqué de todo este complot violento en el que vivimos inmersos los colombianos del común. Creo en lo que se hace bien, como diría un maestro: “no se mate haciendo las cosas, hágalas bien”. No hay que morir en el intento, hay que hacerlo.

Deja un comentario