Medellín le apuesta a la inclusión de las personas con discapacidad física

A través del programa Mejoramiento sin Barreras, cientos de hogares han sido adecuados para que las personas con alguna discapacidad se valgan por sí mismas.

Foto: CORTESÍA
Foto: ARCHIVO.

El programa Mejoramiento sin Barreras, de la Alcaldía de Medellín y el Instituto Social de vivienda y Hábitat de Medellín -Isvimed-, será uno de los finalistas de los Premios Mundiales del Hábitat, que otorga la ONU y la Building and Social Housing Foundation -BSHF-.

Justamente, David Ireland, director de la BSHF, indicó que el Programa se destacó por “brindarle a la población en situación de discapacidad de Medellín una solución a sus problemas de acceso y movilidad“, ya que les permitió salir, en la mayoría de los casos, del confinamiento y unas precarias condiciones de vida.

El próximo mes de febrero, se entregará el Reconocimiento Internacional del Trabajo de las Prácticas Ganadoras a una de las cinco iniciativas sociales que, junto a Mejoramiento sin Barreras, están en la final de los Premios.

Gracias a este programa, mil 450 personas con movilidad reducida han visto cómo el Isvimed ha intervenido sus viviendas a fin de reconstruirlas y adecuarlas para que puedan moverse libremente por ellas.

Las principales intervenciones se realizan en los baños, las fuentes hídricas, la instalación de nuevos servicios sanitarios, el ensamble de barras de apoyo y el mejoramiento estructural de los espacios hogareños.

Con subsidios que ascienden a los dos millones y medio de pesos, familias de sectores con altos índices de pobreza, como Picachito, Popular, Las Independencias y Versalles han podido brindarle mayor calidad de vida a sus parientes discapacitados, siempre en el marco de Mejoramiento sin Barreras.

Acerca de David Esteban Álvarez Ortiz

David Esteban Álvarez Ortiz
Soy periodista, locutor e historiador en formación. Aficionado a la cocina, al cine, al fútbol y al baile, creyente de la educación como motor de cambio. Redactor de economía y derechos humanos.

Deja un comentario