Nutrición en hogares infantiles del ICBF es adecuada, según estudio

En Colombia, más de tres millones de niños menores de cinco años se encuentran en condición de vulnerabilidad, por lo que requieren atención nutricional especial.

Foto; ARCHIVO
Foto; ARCHIVO

Un grupo amplio de organizaciones, encabezadas por la Fundación Éxito, evaluó la atención alimentaria que brindan los hogares infantiles del Instituto Colombiano de Bienestar Familiar -ICBF- y determinó que el componente nutricional de dichos lugares es idóneo y suficiente para los menores.

El Centro de Estudios sobre Desarrollo Económico -CEDE- de la Universidad de los Andes, el Instituto de Estudios Fiscales de Londres y el Banco de la República de Medellín, los demás entes investigadores del proyecto, llegaron a la conclusión de que no es necesario ningún mejoramiento al programa que actualmente lleva el Instituto.

Según explicó Ximena Peña, economista de Uniandes, la evaluación “rigurosa permitió saber cuáles son los efectos verdaderos de una intervención”, o programa social del Gobierno, y qué tanta responsabilidad tiene en la alimentación de los niños.

Así, pues, se pudo determinar que los programas estatales para la alimentación de los menores cubren, en promedio, el 70 por ciento del valor calórico de los niños en un grupo de hogares infantiles denominados por los expertos como Hogares Infantiles Mejorados -HIM-.

Por su parte, un escalón más arriba, los HIM + FE -Fundación Éxito-, cubrían un 15 por ciento adicional (para un total de 85 por ciento) y contaban con mayor presencia de personal profesional cualificado tanto para la alimentación como para la educación de los infantes.

Ahora, el objetivo primordial será mejorar la atención de los menores en condición vulnerable en el aspecto educativo. Así lo explicó Raquel Bernal, docente de Economía de Uniandes, quien señaló que la educación “disminuye la brecha entre pobres y ricos en un 18 por ciento, lo que es similar a otras estrategias de éxito y costo efectivas de países de la región”.

Por su parte, Germán Jaramillo, director Ejecutivo de la Fundación Éxito, expresó que “este tipo de evaluaciones son indispensables para poder medir las políticas públicas en favor de la primera infancia”, pues le han permitido al ICBF implementar estrategias para mejorar la calidad de los servicios que prestan los hogares infantiles.

¿Y los niños de La Guajira?

Sin ser la única región en Colombia que sufre este tipo de problemáticas (Chocó y Córdoba también presentan altos índices), La Guajira es el botón de muestra que evidencia que en Colombia todavía hay regiones donde la desnutrición infantil llega a extremos.

Los menores que han muerto por desnutrición en dicho departamento han encendido las alarmas del Gobierno nacional y han puesto en jaque a la directora del ICBF, Cristina Plazas.

Precisamente, tras destacar los resultados favorables del estudio para su entidad, Plazas precisó que los niños de La Guajira que más padecen enfermedades relacionadas con el déficit alimenticio son los menores de un año, por lo que es necesario enfocarse en las madres gestantes.

“En el país, la lactancia materna es menor a los dos meses y esto es un problema muy preocupante. Muchas muertes de niños se podrían evitar brindando la lactancia materna como lo recomienda la Organización Panamericana de la Salud hasta los seis meses”, puntualizó.

A través de sus hogares infantiles, el ICBF atiende a un millón 884 mil menores de cinco años en Colombia a través de casi 73 mil hogares, que son atendidos por unos 76 mil agentes educativos y 58 mil madres comunitarias.

Acerca de David Esteban Álvarez Ortiz

David Esteban Álvarez Ortiz
Soy periodista, locutor e historiador en formación. Aficionado a la cocina, al cine, al fútbol y al baile, creyente de la educación como motor de cambio. Redactor de economía y derechos humanos.

Deja un comentario