Irlanda del Norte, cerca de aprobar el aborto hasta la vigésima cuarta semana de embarazo

La legislación de las otras provincias del Reino Unido aprueban el aborto hasta la semana 24 de embarazo, extendiendo el plazo si corre peligro la vida de la embarazada.

Foto: CORTESÍA
Foto:ARCHIVO.

El Tribunal Supremo de Belfast consideró este lunes 30 de noviembre que la ley del aborto que actualmente rige en Irlanda del Norte “viola los derechos humanos de las gestantes”, ya que impide que se interrumpa el embarazo de forma libre y autónoma.

En Irlanda del Norte, el aborto está regido por dos leyes – de 1861 y 1945-, las cuales establecen que el cese del embarazo es un delito, excepto cuando corre peligro la vida de la madre o hay peligro de que la madre sufra problemas físicos o mentales si continúa con la gestación.

Sin embargo, el Tribunal dio la razón a la Comisión de Derechos Humanos de Irlanda del Norte -NIHCR, la cual había denunciado previamente que la legislación norirlandesa atacaba los derechos de las mujeres, al contrario de las leyes que rigen en el resto del territorio británico. 

Por tal motivo, Les Allamby, comisario de la NIHRC, calificó al resultado de “histórico” y mencionó que “será bienvenido por muchas de las mujeres y chicas vulnerables que han hecho frente a esta situación”.

Allamby recordó que presentaron esta acción judicial para forzar un cambio en la ley que permita la interrupción del embarazo cuando es consecuencia de una violación o incesto, así como cuando el feto presenta problemas y no tiene posibilidades de sobrevivir tras el parto.

En el caso de un feto con deformidades mortales, el magistrado del Tribunal Supremo, Mark Horner, afirmó que “no hay vida que proteger” ya que, de acuerdo con su perspectiva, “cuando deja el vientre, no puede sobrevivir independientemente” y está “ya condenado”.

Con relación a los embarazos provocados por agresiones sexuales, Horner aseguró que la legislación vigente “carga un peso desproporcionado” sobre las víctimas.

“Ella tiene que hacer frente a todos los peligros y problemas emocionales por tener un feto hacia el que no tiene responsabilidad moral alguna y no es más que un recipiente para llevar al hijo de un violador y/o de una persona que ha cometido incesto, o ambos”, dijo el Magistrado.

El Ministerio de Justicia de Irlanda del Norte se ha mostrado partidario de cambiar la legislación -que contempla incluso la cadena perpetua como castigo para sus infractores- para permitir el aborto en los casos en que el recién nacido no sobrevivirá por sí mismo tras el parto.

Acerca de David Esteban Álvarez Ortiz

David Esteban Álvarez Ortiz
Soy periodista, locutor e historiador en formación. Aficionado a la cocina, al cine, al fútbol y al baile, creyente de la educación como motor de cambio. Redactor de economía y derechos humanos.

Deja un comentario