Antioqueño asesinado en México estaría detrás de negocios de “gota a gota”

El hombre fue torturado y asesinado junto a otras cuatro personas.

paisa_asesinado_mexico
Foto: CORTESÍA.

Francisco Javier Agudelo Gómez, fue uno de los cinco colombiano identificados luego de que las autoridades mexicanas encontraran los cadáveres con aparentes signos de tortura, con los ojos vendados y semidesnudos.

De acuerdo con el relato de los familiares de la víctima, desde el 11 de noviembre, día en que Francisco Javier había hablado con su madre por celular, no se sabía nada de su paradero; por lo que él y sus compañeros de apartamento, fueron reportados como desaparecidos.

Al parecer, los cinco hombres fueron sacados de su residencia ubicada en el estado de Veracruz en la madrugada de ese día, luego de haber sostenido una riña con varias personas quienes ingresaron al lugar y quienes habrían hurtado todo lo que había en el sitio.

El martes 17 de noviembre las autoridades de ese país reportaron el hallazgo de los cinco cadáveres en el municipio de Puente Nacional, los hombres fueron identificados como Carlos Andrés Mejía Contreras, Francisco Javier Agudelo, Carlos Arturo Marulanda Orozco, Jorge Armando Muñoz y Yolme Osorio Cano, todos colombianos. (Lea también: Defensoría del Pueblo confirmó la muerte e identidad de los cinco colombianos desaparecidos en México).

Los familiares de Agudelo Gómez, contaron que el hombre de 43 años de edad y nacido en la ciudad de Medellín, había llegado hacía un mes y medio a México. La víctima había vivido los últimos 10 años de su vida en Pereira, donde trabajaba en un taller de bicicletas. Se presume que la intención del hombre era poner el mismo negocio en el país extranjero.

Sin embargo, allegados a las víctimas también comentaron que los cinco hombres se dedicaban al préstamo de pequeñas cantidades de dinero bajo altas tasas de interés, los denominados “gota a gota”, por lo que se cree que el hecho sería responsabilidad del crimen organizado.

Por el momento, las familias de los cinco fallecidos esperan ayuda del Gobierno para repatriar sus cuerpos y darles una cristiana sepultura.

Acerca de Krystell Rodríguez Castañeda

Deja un comentario