Siguen cayendo los fleteros en Medellín

Pese a su mal aplicado “ingenio”, las autoridades siguen propinando duros golpes a estos grupos criminales.

fleteo_captura_policia
Los capturados y las motocicletas fueron puestos a disposición de la Fiscalía. Foto: CORTESÍA.

Las autoridades de la Policía lograron dar captura a tres presuntos fleteros en Medellín, además incautaron dos motocicletas que estaban modificadas para esconder armas de fuego con las que realizaban las acciones delictivas.

El primer procedimiento se realizó a las afueras de una sucursal bancaria en un centro comercial del centro de Medellín, donde ubicaron a alias “Compadre” o “Coste”, de 46 años de edad, quien al parecer trataba de identificar clientes del banco que salieran con grandes cantidades de dinero en efectivo.

Asimismo, en la carrera 46 con calle 50, capturaron a alias “Viejo Kalima” de 48 años, presunto fletero, quien se movilizaba en una moto AKT negra de placas HRL 29C, la cual tenía adaptada una caleta en el tanque de gasolina, en la cual escondía un revolver calibre 38 con 06 cartuchos.

Y, finalmente, detuvieron en flagrancia alias “Tosecita” en Belén, quien al momento de su captura se movilizaba en una motocicleta marca AKT, a la cual le hallaron una caleta dentro del tanque, que contenía un arma de fuego tipo revolver calibre 38 con seis cartuchos para la misma.

“Ellos habían hecho unos compartimientos debajo de los tanques de las motocicletas y allí guardaban las armas de fuego con los que cometían actos delictivos y uno de ellos era el encargado de señalar a las posibles víctimas que sacaban dinero de las entidades bancarias”, explicó el Coronel Diego Alejandro Vásquez, Subcomandante (E) Policía Metropolitana del Valle de Aburra.

Los presuntos fleteros, las armas de fuego incautadas y las motocicletas inmovilizadas, fueron dejados a disposición de autoridad competente.

Acerca de Alexander Bermúdez

Alexander Bermúdez
Periodista ambiental por devoción y apasionado por los hechos del día a día, siempre en busca de historias y un devorador de libros, series, videojuegos y comics. Mi familia es mi motor para seguir por el camino del periodismo.

Deja un comentario